Soy Pilar García y voy a cambiar tus relaciones familiares

Cuándo nos emparejamos y comenzó nuestra vida familiar ¿Cómo  imaginamos que sería? Seguramente desde el amor que sentíamos y la ilusión que compartíamos, pensamos que conviviríamos en armonía e iríamos ampliando la familia de forma fácil y satisfactoria. Años después nos planteamos ¿Cómo hemos acabado en “esta situación”?

En ocasiones tenemos que atender tareas por encima de nuestra capacidad:

O nuestra relación de pareja no es la óptima.

O nuestros hijos no nos obedecen.

O los conflictos ocupan una buena parte de nuestras relaciones en familia.

O nos sentimos cansados, sin recursos.

¿Te preocupa cómo enfocar y tratar la sexualidad con tus hijos?

¿Cómo evitar que tu hijo/a se convierta en una víctima de bullying?

¿Desearías mejorar sus relaciones con el entorno?

icono-solucion-azul

¿Cuál es la solución?

Las técnicas de coaching ofrecen un sistema de desarrollo que nos permite obtener nuestra mejor versión, la de nuestras familias, nuestros adolescentes y niños. Junto con la inteligencia emocional y la Programación Neuro Lingüística podremos disfrutar una vida más cercana a ese ideal con el que soñábamos en su momento. De acuerdo con las teorías psicológicas más empleadas en la actualidad abogamos por la modificación cognitiva para crear nuevos hábitos conductuales y viceversa.

icono-manera

¿De qué manera?

De una forma amena, didáctica y proactiva. Además de realizar las modificaciones cognitivas necesarias de las que se derivan conductas diferentes, ampliamos nuestros conocimientos conscientes sobre nuestras necesidades y capacidades para alcanzar los objetivos que nos planteemos y las herramientas que nuestra mente nos facilita para ello.

¿Cómo lo hacemos?

Einstein decía: «No podemos resolver los problemas de la misma manera que los creamos».

Orientándonos a las soluciones y no a las culpas. Mediante preguntas como ya lo hicieran en la antigüedad Platón (con su “mayéutica”) y Aristóteles (partiendo de la distinción entre la persona y sus actos) y complementándola con información a nivel de biología, psicología (inteligencia emocional) y antropología, conseguimos la toma de conciencia y el desarrollo personal.

Partiendo de que la familia es una organización sistémica, el correcto funcionamiento de cada uno de sus componentes además de depender de su desarrollo personal, dependerá de las relaciones creadas en ese sistema al que pertenece. Estás son dinámicas a analizar y mejorar.

¿Qué mejoraremos si queremos que nuestros hijos y nuestra familia avancen académica, social y profesionalmente?

¿Cuáles son las soluciones a nuestros bloqueos? Todas las personas y particularmente los adolescentes, mejorarán conductas verbales y no verbales asociadas tradicionalmente con el EHS (Entrenamiento en Habilidades Sociales).

imagen-mental-01De ahí que las habilidades de comunicación constituyan una parte fundamental del entrenamiento en las habilidades para la vida, ya que el pensamiento y el habla, están íntimamente relacionados, determinando nuestro comportamiento.

Piensa, ¿Cuál es el adjetivo que recibías de tus padres y del resto de tu familia más habitualmente durante tu infancia?, listo, cariñoso, vago, nervioso, rebelde, ¿qué influencia tenía eso en tu comportamiento? ¿Sigue teniendo influencia? Gracias a las relaciones que tenemos diariamente, y al “feedback” que estas nos proporcionan vamos aprendiendo, conformando nuestros modos de dirigirnos en la vida (En cada uno diferente) de forma adecuada o no, se realiza la  construcción de nuestro “mapa mental”, filtro emocional situado en el sistema límbico cerebral que nos crea problemas o nos los soluciona, ¿cómo crees que llegaste a la conclusión de que hacer preguntas nos hace parecer tontos?, algo en lo que la mayoría creemos y sin embargo no nos ayuda en nada, nos limita. ¿O que hablar mucho es malo? Cuando el ilustre psiquiatra Rojas Marcos afirma que garantiza una vida más larga y sana.

 

inicio-casaDel mismo modo que en la rehabilitación de una casa, partimos del trabajo de afianzar los cimientos y al mismo tiempo vamos actualizando las diferentes áreas: el sistema eléctrico, los suelos, la fachada sustituyendo aquellos elementos que ya no sirven por otros más modernos hasta ofrecer la imagen óptima, mejorando incluso a la original. El ser humano ha desarrollado una “identidad” pero su “potencial” es inmensamente más grande. Es todo el territorio del que disponemos para crecer.

Nuestro filtro emocional y el de los miembros de nuestra familia contiene multitud de creencias, que en su momento nos fueron útiles, pero hoy por hoy nos perjudican.

william-krause-622690-unsplash

¿Quiero mejorar mis relaciones?

¿A quién lo aplicamos?

Esto se aplica al individuo y a cualquier tipo de sistema, como la familia.

La mejora de este es lo que llamamos desarrollo personal. Sin desarrollo personal, los jóvenes caen en las adicciones y conductas no aceptables -pues carecen de herramientas de afrontamiento frente al estrés-, tienen dificultades en las relaciones, problemas de comportamiento, depresión. Si estos estados se alargan en el tiempo acaban produciendo patologías, todo esto se traduce en conflictos que ya requieren de medidas sanitarias drásticas.

Y aunque las adicciones y la depresión son tratados siempre desde el punto de vista médico, ¿Qué ocurre con el desarrollo emocional? -El sistema actual trata el síntoma que es la patología, pero el causante de esa patología queda sin atención-. Expuestos pues, a volver a esa situación de vulnerabilidad una y otra vez.

Ya sabemos que nada permanece constante de forma que, si no avanza, retrocede “Lo único constante es el cambio”, Einstein. Los esquizofrénicos sufren un retroceso de sus habilidades sociales, ya que su enfermedad les frena, privándoles del entrenamiento social necesario, quedan incapacitados para muchas actividades sociales básicas: Entrevistas de trabajo, relaciones familiares y sociales, toma de medicación.

Por otra parte, las personas dotadas de altas capacidades pueden sufrir un desequilibrio entre su desarrollo intelectual y emocional. Para alcanzar su máximo desarrollo intelectual, su desarrollo emocional suele quedarse en un segundo plano. Esta “disincronía”, podría incluso paralizar el desarrollo intelectual, además de que este niño o adolescente llega a la edad adulta careciendo de las habilidades que no se desarrollaron en su tiempo, puesto que sus entornos no son los habituales en el resto de niños de su misma edad.

Los adolescentes aunque parezca lo contrario, son ventanas abiertas al exterior deseosos de comunicación e información de alguien fuerte, coherente y creíble.

 inicio-vetana¿Queremos nosotros, -referentes naturales –padres y profesores, cumplir esa función o lo dejaremos en manos de extraños cuyos intereses no conocemos y valores no compartimos (medios comunicación, amigos, influencers, etc )? Los adolescentes y niños, interiorizan todo lo que nosotros les transmitimos, ¿Quieres saber de qué modo relacionarte con tu familia para que todos podáis crecer? Cuándo planteamos nuestra convivencia de una forma armónica, ¿Cómo enfocamos los conflictos? ¿Cómo orientar a tu hijo niño o adolescente para que se convierta un adolescente feliz y equilibrado?… prepárate para ello, modificando tu percepción y por ende tu comportamiento, al mismo tiempo que el cambia el suyo.

En el caso de los adolescentes y niños, se dan una serie de particularidades a tener en cuenta, puesto que son seres dependientes y en pleno desarrollo-, los niños de 0 a 6 años construyen sus principios básicos-, los adolescentes se replantean estos mismos en busca de su identidad y autonomía, inmersos al mismo tiempo en transformaciones cerebrales y hormonales muy superiores en número y en intensidad a los cambios físicos evidentes.

imagen-conflicto-01Por ello, todo cambio que se produzca en el comportamiento debe ir definido por y de acuerdo a los cambios cerebrales y a su funcionamiento. Para no trabajar contra corriente y de acuerdo al “ecosistema”, desarrollando habilidades para afrontar los conflictos inevitables (y que vivan estos de forma natural). Ya que algunos conflictos son inevitables, enfocarlos desde el respeto y la filosofía de “ ganar-ganar”, puede ser una oportunidad de crecimiento. De esta forma planteamos sesiones dirigidas tanto a adolescentes y niños, como a padres y docentes.

El objetivo de las sesiones es preparar a docentes y padres para ejercer como “coaches”, acompañando a sus hijos y alumnos de la mejor manera posible en su desarrollo. –Sus mayores referentes- Mientras que con respecto a los adolescentes o niños (lo ideal sería que de forma paralela) fueran acompañados en su desarrollo, por un coach especializado en la idiosincrasia de su etapa vital. Ayudándoles a conocer sus mejores cualidades y limitaciones, para la óptima gestión de las mismas.

¿Dónde se realizan las sesiones?

Servicios que constan de sesiones de trabajo en persona o por Skype -en un entorno cálido y proactivo-, completados por ejercicios y documentación de manera individual, para la reflexión y ampliación de conocimientos a realizar fuera de la sesión, de forma amena y práctica (existe la opción de audios, para la transmisión de esta información).

En forma grupal o individual en colegios o mi oficina. Respecto a mejora de la autoestima, relación padres-hijos, situaciones a mejorar en la adolescencia, parejas, familias, conflictos, uso adecuado de la tecnología, desarrollo personal general, orientación profesional adolescentes, desarrollo HHSS, adicciones y bullying. Y en casos concretos de depresión, esquizofrenia y altas capacidades (más información en apartado servicios).

¿Cuál es la duración de cada una de las sesiones?

Hora y media semanal.

En los colegios se plantean coloquios de máximo 15 personas, y mínimo de 9 con respecto a temas de interés para padres, adolescentes, y docentes. Mediante la realización de preguntas concienciadoras y proactivas, dirigidas a la obtención de una idea más clara a cerca de los problemas, alternativas de solución y planificación para su mejora, de una forma totalmente personal, respetando las distintas sensibilidades y valores . Entregándose al final documentación para ampliación del conocimiento en el área comentada, así como técnicas complementarias a la sesión. Eligiéndose que temas a tratar, entre la oferta detallada más adelante.

imagen-mesa-trabajo-01En las sesiones de oficina con un máximo de 6 personas y un mínimo de 4. Se trabaja durante 12 semanas, en caso de adolescentes y padres de adolescentes y 10 en caso en el caso de los padres de niños. Reduciéndose en el caso de los niños a 4 semanas. En cada semana se trata el tema. Ver temas.

Sesiones individuales (se diseñan en función del objetivo). Destinando la primera sesión al establecimiento del mismo, resultando esta gratuita.

¿Sobre que tratan nuestras sesiones?

Padres y Adolescentes

  • Antropología.
  • Inteligencia emocional.
  • Eneagrama adolescente.
  • Funciones de los padres.
  • Conflictos.
  • Idiosincrasia adolescente.
  • Bullyng.
  • Autoestima.
  • Tecnología.
  • Lenguaje responsable.
  • Familia y pareja.
  • Orientación profesional adolescentes.
  • Antropología.
  • Inteligencia emocional.
  • Conflictos.
  • Idiosincrasia adolescente.
  • Bullyng.
  • Autoestima.
  • Escuela (funciones Educación emocional).
  • Lenguaje responsable.
  • Orientación profesional.
  • Introducción a la adolescencia.

Docentes

Inteligencia emocional Niños 6 a 12 años

Educación infantil Desde 3 años

Padres

  • Tecnología.
  • Idiosincrasia niños.
  • Funciones de los padres.
  • Bullying.
  • Familias y parejas.
  • Inteligencia emocional.
  • Lenguaje responsable.
  • Conflicto.
  • Autoestima.
  • Introducción a la adolescencia.

Docentes

  • Bullying.
  • Lenguaje responsable.
  • Inteligencia emocional.
  • Conflictos.
  • Autoestima.
  • Escuela (funciones educación emocional).

Niños

  • Inteligencia emocional.
  • Conflicto.
  • Familia y pareja.
  • Tecnología.
LlámameMapaWhatsAppWhatsApp
Scroll Up